Abuso en Rafaela: imputaron a otro sospechoso

POLICIALES - JUDICIALES 03 de octubre de 2022

La audiencia se desarrolló ayer a la tarde en los Tribunales locales presidida por el Juez de la IPP Javier Bottero y fue solicitada por el fiscal Guillermo Loyola quien acuso a Nahuel S., de 20 años de edad de abuso sexual con acceso carnal agravado por intervención de dos o más personas y por la intervención de un menor de edad, en concurso ideal con promoción a la corrupción agravada por la edad de la víctima, el uso de violencia y amenazas y la participación de un menor de edad, en calidad de coautor.

En horas de la tarde de este domingo, bajo la conducción del Juez de la IPP Javier Bottero, se desarrolló una audiencia de medidas cautelares que había sido solicitada el sábado por el fiscal Guillermo Loyola en ocasión de desarrollarse la imputación correspondiente, relacionada al gravísimo hecho ocurrido en un sector del barrio 2 de Abril de nuestra ciudad, donde fue abusado un niño de apenas 8 años de edad.

Por el hecho en principio fue sindicado otro menor, de 13 años, quien posteriormente fue sacado de la ciudad para ser trasladado a un instituto terapéutico de la capital federal. Todo este grave suceso motivó gravísimos enfrentamientos entre familiares, allegados y vecinos de la víctima con sus pares del victimario y una marcha iniciada en la plaza del barrio que terminó con serios incidentes entre civiles y la policía.

Mientras todo ello ocurría, un segundo presunto partícipe identificado como Nahuel S., de 20 años de edad, se presentaba acompañado por su madre para quedar a disposición de la justicia siendo ahora llevado a audiencias imputativa y de medidas cautelares.

Así el sábado, el fiscal Loyola ante el Juez Javier Bottero, le atribuyó a Nahuel S., los delitos de abuso sexual con acceso carnal agravado por intervención de dos o más personas y por la intervención de un menor de edad, en concurso ideal con promoción a la corrupción agravada por la edad de la víctima, el uso de violencia y amenazas y la participación de un menor de edad, en calidad de coautor.

En tanto este domingo el representante del MPA hizo conocer las evidencias recogidas hasta aquí en el legajo de investigación reclamándole al magistrado interviniente que decrete la prisión preventiva sin plazos del encartado, algo que finalmente ocurrió por el término de sesenta días, con recomendación para que se anexen más evidencias a las obtenidas hasta aquí.

Un hombre de 23 años identificado como Jonatan Agustín Yaber fue condenado como coautor de delitos contra la propiedad cometidos en las ciudades de Santa Fe y Santo Tomé. La sentencia fue ordenada por el juez Leandro Lazzarini, en el marco de un juicio en el que se abreviaron los procedimientos realizado en los tribunales de la capital provincial. La investigación estuvo a cargo de la Fiscalía Regional 1.

La pena fue impuesta por tres hechos delictivos que Yaber cometió junto con otras personas. En todos los casos, llevó a cabo su accionar ilícito en horas de la noche.

En la audiencia de juicio, el MPA expuso que “en una oportunidad, el condenado y otro hombre le dispararon con un revólver en la pierna a un motociclista y se apoderaron ilegítimamente del vehículo”. El robo ocurrió en la esquina de Almirante Brown y Huergo de la ciudad de Santa Fe.

“En otra ocasión, Yaber y otro atacante interceptaron a una mujer en la vía pública en Pasaje Rawson al 6.200 de la capital provincial”, sostuvo la Fiscalía. “Golpearon a la víctima con un destornillador y le quitaron un teléfono celular y una cartera que contenía anteojos, documentación personal, tarjetas bancarias y un cargador de batería”, se agregó.

Por otro lado, al condenado se le atribuyó un intento de robo que no logró concretar por razones ajenas a su voluntad. “Yaber y otro hombre rompieron la cerradura de la puerta de una casa santotomesina ubicada en Belgrano al 3.400 y se apropiaron de electrodomésticos y otros objetos de valor”, indicó el MPA.

“Para salir de la vivienda, el condenado y su acompañante escalaron un muro de tres metros de alto y escaparon por los techos aledaños”, sostuvo la Fiscalía y destacó que “la conducta delictiva fue advertida por vecinos que se comunicaron con la Central de Emergencias 911”. Minutos después, ambos atacantes fueron aprehendidos por policías que recuperaron los elementos sustraídos.

Te puede interesar