Provincias se declaran en "emergencia" y el gobierno convoca a una cumbre de gobernadores

La reunión con los mandatarios provinciales en la Casa Rosada es impulsada desde el Ministerio del Interior y aún no fue confirmada la presencia del presidente Milei. Cuáles fueron las medidas de ajuste que comenzaron a implementarse en todo el país. El caso de San Luis y el pago de salarios en cuotas.

POLÍTICA 15 de diciembre de 2023
655e220dda9ca_1200

Gobernadores de diferentes espacios políticos anunciaron  un plan de recorte del gasto público al reconocer que existe "una emergencia económica" a nivel nacional y en cada uno de sus distritos, en sintonía con las medidas anunciadas por el ministro de Economía, Luis Caputo, mientras el Gobierno nacional activó una convocatoria a los mandatarios provinciales para el próximo martes.

Con distintos enfoques y particularidades debido a la situación financiera de cada provincia, los gobernadores que anunciaron planes de control y reducción del gasto público fueron hasta hoy Gerardo Zamora (Santiago del Estero), Claudio Poggi (San Luis), Martin Llaryora (Córdoba), Osvaldo Jaldo (Tucumán), Maximiliano Pullaro (Santa Fe), Raúl Jalil (Catamarca), Gustavo Melella (Tierra del Fuego), Ignacio Torres (Chubut), Marcelo Orrego (San Juan), Rolando Figueroa (Neuquén) y Rogelio Frigerio (Entre Ríos).

A nivel provincial, estas iniciativas fueron adoptadas por mandatarios peronistas, aliados en el frente Unión por la Patria (UxP), radicales y del PRO en el espacio de Juntos por el Cambio (JxC) y fuerzas provinciales.

En paralelo, en las oficinas del ministro del Interior, Guillermo Francos, comenzó a organizarse una convocatoria a los 23 gobernadores y el jefe de Gobierno porteño, Jorge Macri, para congregarlos en una reunión el martes 19 en la Casa Rosada, que podría encabezar el propio Milei.

Desde la provincia de Buenos Aires, conducida por Axel Killof (UxP), algunos de sus ministros advirtieron que "se mantiene en alerta" por las medidas económicas anunciadas por la administración Milei, que consta, entre otras cosas, de la limitación de los giros por fuera del sistema de distribución de recursos federales que establece la ley de Coparticipación.

En Misiones, el gobernador Hugo Passaluaqcua (Frente Renovador Misionero) evitó lanzar un plan de ajuste pero advirtió a los funcionarios sobre la "necesidad de seguir siendo muy responsables con el manejo de los recursos de los misioneros y continuar con una provincia con cuentas ordenadas".

Por su parte, el santiagueño Zamora declaró este viernes el estado de "emergencia económica" en la provincia y la aplicación de "medidas restrictivas y de control del gasto público" por los próximos seis meses.

"Los anuncios realizados (a nivel nacional), si bien no conocemos los alcances, nos obliga a tomar medidas preventivas, de precaución y de mucho cuidado en la administración de los recursos y por eso estoy enviado esta próxima semana un Decreto de Necesidad y Urgencia para declarar la emergencia económica, medidas restrictivas y de control del gasto público", indicó Zamora esta mañana a través de un mensaje publicado en sus redes sociales.

Al igual que Nación, Zamora decidió que por 6 meses "se congelarán las partidas presupuestarias de la administración pública para gastos de promoción o difusión oficial".

Bajo otro signo político, el gobernador sanluiseño Poggi (Juntos por el Cambio) presentó este jueves el estado financiero de la provincia que dejó la gestión de Alberto Rodríguez Saá, que muestra un déficit de "más de 125 mil millones de pesos" y anunció una política de ajuste, que incluye que los sueldos de diciembre y enero de estatales se pagarán en dos cuotas.

En un mensaje que fue trasmitido por los medios oficiales de la provincia, Poggi informó que la situación de la provincia es “crítica” con los números en “rojo” y anunció que los sueldos de la administración pública se harán en dos veces para los meses de diciembre y enero, y pidió que sea extensiva para los demás poderes del Estado.

Uno de los primeros en lanzar un ajuste fue el gobernador de Tucumán, Osvaldo Jaldo (UxP), quien anunció un plan de reducción que ahorrará 219.000 millones de pesos a la Legislatura y una reestructuración del Ejecutivo, que incluyó la eliminación de 40 organismos gubernamentales y de la Unidad de Reconversión Laboral.

En tanto, el gobernador cordobés Martín Llaryora (PJ) modificó su organigrama inicial que preveía unos 32 ministerios y agencias público-privadas, y ahora son 14.

En Santa Fe, el mandatario Maximiliano Pullaro (JxC), manifestó que en la provincia hay "13.000 empleados públicos más que los que había en 2019″, entre los que se cuentan "funcionarios políticos o familiares de políticos de primera y segunda línea del gobierno" del peronista Omar Perotti, su antecesor, por lo que se revisarán los decretos de esos nombramientos.

Pullaro confirmó este viernes que participará de la reunión de gobernadores convocada por la Casa Rosada y adelantó que llevará al encuentro su "mirada" sobre las medidas económicas en la coincidencia en que "hay que ordenar las cuentas del estado Nacional" pero con la advertencia de que "ese ajuste no lo pueden pagar los sectores más vulnerables".

"Tengo entendido que vamos a reunirnos la semana que viene los 23 (gobernadores) y el jefe de Gobierno de la ciudad. Daremos nuestra mirada sobre las medidas, coincidiendo que hay que ordenar cuentas del Estado nacional y emisión, pero que ese ajuste no lo pueden pagar los sectores más vulnerables", dijo Pullaro a la prensa al ingresar al comité nacional del radicalismo para participar de un plenario de delegados.

En Chaco, Leandro Zdero (JxC) suspendió las recategorizaciones aprobadas hace tres meses por su antecesor, el peronista Jorge Capitanich, mientras que en Neuquén, el gobernador Rolando Figueroa (Comunidad) anunció la derogación del régimen de jubilaciones de privilegio, la eliminación del alquiler de autos y camionetas para funcionarios, la reducción del 50 por ciento de los cargos de planta política en el Ejecutivo provincial y la revisión de los pases a planta del último año.

En Catamarca, el gobernador peronista Raúl Jalil, adelantó que en la segunda gestión que inició en la provincia se realizará una reducción de la planta política del Poder Ejecutivo local en un 20 por ciento.

Te puede interesar
65783b8112fc0_1200

Quintela presentará un proyecto para crear "una moneda propia" en La Rioja

EL PAIS 14 de enero de 2024

"Hoy no llegamos ni a la primera semana después del cobro de los sueldos. Los riojanos se quedan sin plata. Por eso convoqué a sesiones extraordinarias para enviar el proyecto de ley", afirmó el gobernador. La prórroga del Presupuesto decidida por Mieli, ocasionó que la inflación anual licuara los fondos provinciales, explicó.

Lo más visto