Me Lo Dijo Pérez Me Lo Dijo Pérez

Avanza la investigación sobre varios casos de agresiones sexuales

A pesar de la feria judicial siguen las investigaciones.

JUDICIALES 10 de enero de 2020 Pérez Darío Eduardo Pérez Darío Eduardo
67494d9fb833f19a8b4d612ba6cf039d_L

Durante el año pasado y los primeros días del presente, se dieron en San Francisco al menos tres hechos que tomaron estado público de abusos sexuales donde víctima y victimario eran menores de edad. Incluso, si nos guiamos por las estadísticas judiciales del primer semestre de 2019, el juzgado de Menores tramitaba cinco causas de este tipo.EL TIEMPO
Estos hechos cobraron en los últimos tiempos una gran relevancia, sobre todo porque las redes sociales fueron el medio elegido para "escrachar" a los acusados de estos delitos y rápidamente la información se viralizó.
Dos de los casos, conocidos por gran parte de la ciudadanía, tiene a menores que abusaron supuestamente de sus primos, y un tercero que tuvo lugar en un colegio público.
En la mayoría de los casos los acusados son inimputables para la justicia, o sea son menores de 16 años. En un solo hecho el denunciado superaría dicha edad, pero igual recibe un tratamiento especial de la justicia por ser menor. Vale la pena destacar, que los menores de 16 años no pueden ser imputados de ningún delito, y luego de esa edad, hasta cumplir 18, pueden ser imputados pero reciben un tratamiento judicial especial que generalmente los deja en libertad con medidas tutelares.
Además de la gravedad de lo que acurre y de los daños terribles para las víctimas, estos casos dejan secuelas familiares irreparables. Poco se conoce y se habla de que sucede con estos menores, el tratamiento que reciben y que será de su futuro.
Por un lado las víctimas, que el estado deja desamparadas, pero del otro el victimario que casi con seguridad seguirá transitando las calles de la ciudad como si nada hubiera ocurrido.
Las medidas alternativas que toma la justicia, dado el derecho por ser menor que le asiste, son casi siempre insuficientes para evitar que vuelvan a incurrir en nuevos delitos.
Deberían existir protocolos y seguimientos de profesionales estrictos sobre estos menores, en pos de prevenir nuevos abusos, y gabinetes de trabajo que asistan a las victimas por un lado y también se ocupen de restringir lo máximo posible la posibilidad que estos menores vuelvan a cometer estas aberraciones.
Sin dudas que el tema es complejo por donde se lo mire. De todas maneras, se debe trabajar con el mayor profesionalismo tratando de que estos "adolescentes", que van a volver a la sociedad, ya que son inimputables o tiene un régimen judicial mucho más benévolo, no sean un peligro social.

Los hechos
-En agosto de 2019 tres menores de entre 13 y 14 años abusaron de otro de 12 en un baño de un colegio público.

- En septiembre del año pasado las redes sociales estallaron con la acusación que recayó sobre un joven que hoy tiene unos 20 años. Cuando era un adolescente (16 años) habría abusado de sus primos que tenían 4 y 8 años. El tema tomó una gran relevancia pública, ya que en las redes se daba nombre y apellido del acusado.

- El segundo día de este 2020 un caso similar sacudió la redes sociales y se viralizó rápidamente. Un menor de 14 años fue acusado de abusar de su prima de 15, la noche del 31 de diciembre, en casa de su abuela.

Te puede interesar

Lo más visto

Boletín de noticias