ADN en el caso Anahí Bulnes: detalles de la prueba clave y por qué puede demorar

CÓRDOBA 10 de enero de 2023
El análisis genético se dispuso sobre los objetos encontrados en el departamento del único detenido. La docente desapareció hace más de un mes.
marcha-anahi

El estudio de ADN es la llave con la que pretenden descubrir qué sucedió con Anahí Bulnes (36), la docente que desapareció en Córdoba hace más de un mes. Para los investigadores, la prueba genética será fundamental para definir el rumbo de la causa.

Hasta el momento hay un único detenido e imputado de homicidio. Se trata de Santiago Campos Matos (37), el hombre que señalaron como la última persona que vio a Anahí viva.

En el departamento del sospechoso, en la esquina de Emilio Olmos y boulevard Guzmán, tomaron numerosas muestras para cotejarlas con material que aportó la familia Bulnes. Parte del análisis se basa en manchas de sangre que había en el inmueble.

Desde la fiscalía que investiga el caso le anticiparon a la querella que los resultados del ADN estarán al finalizar esta semana o en el inicio de la próxima. ElDoce.tv consultó con un genetista de vasta trayectoria para entender el proceso clave en la pesquisa.

El especialista destacó la rapidez con la que pueden obtenerse conclusiones de la sangre y aclaró que la demora puede darse por la calidad del ADN extraído en otros objetos, como puede ser la ropa.

"Depende del tipo de muestra y depende de qué tan vieja es la muestra, y qué tan degradado está el ADN", explicó. "Si el ADN está muy degradado, hay que hacer distintos mecanismos para recuperar las partecitas del ADN que están sanas para posteriormente poder analizarlas", agregó.

El genetista señaló que "esos detalles no pueden verse de otra manera que no sea en un laboratorio". Recién ahí "ves en que estado está", precisó el bioquímico especialista en genética.

"Cuando el ADN está muy degradado, muy destruido, tenés que tratar de recuperar las partes sanas del ADN, que son las que después se van a cotejar con los familiares, con las personas sospechosas, o quién sea según el caso", especificó.

Por otra parte, resaltó que "el ADN de la sangre es lo óptimo" por la gran cantidad de material genético que hay. Sin embargo, advirtió que existen diferencias por la cantidad o la calidad. "Por ejemplo con la piel, cuando vos tocás algún elemento o hay transferencia de ADN, el ADN es de mala calidad y poca cantidad, se puede contaminar fácilmente".

En ese sentido, el especialista consultado por ElDoce.tv recalcó que "hay que trabajar con extremo cuidado en toda la cadena de custodia desde que se secuestra el material para no contaminarlo".

Te puede interesar