Femicidio en Balnearia: “Mi hermanita todavía sigue esperando a mi mamá”

POLICIALES 25 de enero de 2022
Su ex pareja la había pasado a buscar para "hacer compras" y ella les dijo que "ya volvía".
Hablaron-las-hijas-de-la-mujer-asesinada

Hablaron por primera vez las hijas de Laura Palacios, la mujer que fue brutalmente asesinada de un corte en el cuello en la localidad de Balnearia, y cargaron duramente contra su ex pareja, quien también apareció muerto pocas horas después. Aseguraron que hace tres años habían denunciado por violencia de género a Silveiro José Roldán, la ex pareja de su madre y presunto femicida.

Por otro lado y muy enfurecidas, las hijas de la víctima también acusaron a la Justicia por "no hacer absolutamente nada". Esto último tiene que ver con las denuncias que hizo la mujer y todo su círculo familiar para que esta persona no se pueda acercar más a ella, pero lamentablemente eso no pasó y ahora todo es lamento.

"Ella sufría de violencia. Había pedido restricciones para protegerse de este hombre. A él le habían sacado un arma de fuego", señalaron los familiares de la mujer y afirmaron que "había varias denuncias" contra su expareja.

Según las primeras conjeturas del hecho, Roldán atacó a puñaladas y mató a Laura Lidia Palacios (50), cuyo cuerpo abandonó a la vera de una ruta de la localidad de Balnearia, en el departamento San Justo de la provincia de Córdoba tras lo cual le confesó a sus hijos el hecho y luego se mató de un disparo mientras la policía lo buscaba como principal acusado del femicidio.

Acorde a la información suministrada por los voceros, el hombre fue a la casa donde vivían sus hijos y los de Palacios, a quienes les dijo "me mandé un moco, la maté", tras lo cual huyó. El femicidio ocurrió el pasado sábado a la tarde cuando Roldán y Palacios se movilizaban en una moto, a bordo de la cual el hombre trasladó a su ex hasta un descampado situado a metros de la ruta provincial 17.

En esa zona fue donde la atacó brutalmente y luego dejó su cuerpo tirado. Posteriormente y viéndose acorralado por la Policía, Roldán se quitó la vida de un escopetazo. La causa fue por el momento caratulada como femicidio y está a cargo de la fiscal Silvina Quaglia.

Sin embargo, una vez más se presenta una historia en donde tras muchos avisos y absoluta acción, muere otra persona en Córdoba. Las hijas de la víctima, Melisa y Micaela, expresaron ante la prensa local que ellas habían denunciado a Roldán hace tres años y en ese sentido la segunda de ellas sostuvo que "la Justicia no hizo nada para evitar que esto pase".

Una de las jóvenes detalló que el día que su madre fue asesinada, Roldán la había convencido a Laura de reunirse para "ir a comprar cosas". "Se la llevó con la excusa de que la iban a llevar a comprar. Ese día mi mamá dejó a mi otra hermanita de diez años y le dijo que volvía. Y mi hermanita todavía la sigue esperando", reveló emocionada.

Te puede interesar