Me Lo Dijo Pérez Me Lo Dijo Pérez

Por grooming y abuso sexual, condenan a un hombre a 10 años de prisión

La Justicia de Dean Funes condenó al hombre de 27 años cometió delitos en perjuicio de una joven de 14 años, hija de una mujer con quien había mantenido una relación sentimental.

CÓRDOBA 23 de junio de 2021
multimedia.normal.93c662350b8097a1.646574656e69646f20707265736f5f6e6f726d616c2e6a7067

La Cámara en lo Criminal de Deán Funes condenó a 10 años de prisión a un hombre de 27 años que cometió delitos contra la integridad sexual en perjuicio de una adolescente de 14 años, hija de una mujer con quien había mantenido una relación sentimental durante algunos meses.

El contacto comenzó a través de Whats App e Instagram y el hombre fue encontrado responsable de los delitos de contacto electrónico con menores de edad con el propósito de cometer un delito contra la integridad sexual (child groomnig), suministro de material pornográfico a menores continuado, producción de imágenes pornográficas de menores de edad continuada, coacción, en concurso real. 

El tribunal unipersonal, a cargo del camarista Horacio Ruiz, coincidió con el pedido de la Fiscal de Cámara Mónica Carolina Elías y aplicó la figura de promoción a la corrupción de menores agravada, en concurso ideal con lo anterior y declaró al hombre autor de abuso sexual con acceso carnal continuado y amenazas reiteradas.

"El acusado aprovechó el vínculo que había creado con la adolescente, durante la relación con su madre, para pedirle fotos íntimas a través de plataformas de mensajería electrónica (WhatsApp e Instagram) enviados a su teléfono celular", indicó el Ministerio Público Fiscal y agregó que el hombre, incluso, llegó a enviarle imágenes de sus propios genitales para incentivar a la niña a que haga lo mismo, cosa que finalmente logró por medio de amenazas y engaños.

La Justicia determinó que el autor se aprovechó de su relación con la victima ( franja etaria y condición de ex pareja de la madre de la victima) y desplegó actos de violencia sexual contra la adolescente, utilizando medios telemáticos y de contacto por redes sociales. Con ello, se determinó que el acusado preparó el camino pero hubo además uso de la fuerza e intimidación para someter a la víctima, como también posterior  violencia psicológica para seguir amenazándola, en una relación desigual, de poder y dominio, que fue construyendo paulatinamente, frente a la vulnerabilidad de la joven víctima.

Te puede interesar

Lo más visto

Boletín de noticias