Ferreri declaró en el juicio: "Le pido a la familia que busquen el camino del perdón y no del odio"

JUDICIALES 12 de noviembre de 2019 Por
Se describió a si mismo como "muerto en vida" y aseguró que nunca más volvió a manejar.
e1f1320f-9dad-42c1-81ce-60bebb33b9b7

Comenzó hoy la primera audiencia del juicio a Mariano Ferreri (33) quien conduciendo borracho y a alta velocidad atropelló y mató a Norma Salvaneschi y Daniel Rojo, quienes circulaban en bicicleta por el camino arenado de ingreso a Plaza San Francisco. 

Frente a lo hijos del matrimonio, el imputado Ferreri pidió declarar y aceptó contestar preguntas. "Quiero pedir perdón a toda la familia porque no pude hacer lo suficiente, quise frenar quise esquivarlos pero no fue suficiente. Soy responsable de la parte que me toca, pero no soy un delincuente. " dijo sollozando. 

Continuó expresando que siente el dolor de la familia, y que a agradece porque durante todo este tiempo no lo molestaron a el ni a su familia.

Durante su declaración relató los hechos de la fatídica tarde. Ferreri asegura que conducía a una velocidad normal ya que ese camio no permite ir a velocidades altas, ya la calle en cuestión se llena de polvo y  el abovedado obliga a los conductores a ir por el medio de la calle. 

Admite no haberlos visto en la distancia y que llegando a la entrada del barrio privado que se encuentra en el camino perdió el control del vehículo.  "Frené y pegue un volantazo para esquivarlos. Eso es lo que mas me duele no puede hacer nada... nada" confesó entre lagrimas.

Pero la actitud del imputado cambió en el estrado cuando hizo aclaraciones sobre el carnet de conducir inhabilitado. Admitió ante toda la sala que en el 2015 lo multaron por conducir alcoholizado y le retiraron el carnet, pero que dos días después pago la multa y se lo devolvieron. El acusado dijo desconocer la  inhabilitación ya que está nunca le fue comunicada. 

O al menos así lo fue hasta mayo del 2017 cuando va a renovar el carnet de conducir y al intentar obtener el libre de deuda y le comunican que se encontraba inhabilitados para conducir desde hacía dos años, Intentó arreglar el problema en las oficinas de rentas y le extendieron un certificado que lo dejaba inhabilitados por 4 meses más. De manera soberbia culpo de esto a la empleada publica que según el tiene un "falta de vocación"

Al finalizar su declaración volvió a pedirle perdón a la familia, se describió a si mismo como "muerto en vida" y aseguró que nunca más volvió a manejar. Además  les pidió que "busquen el camino del perdón y no del odio". 

Mañana los abogados y la fiscal presentaran sus alegatos finales, y el mediodía se conocería la sentencia. El abogado querellante Diego Castillo adelantó a los medios en una rueda de prensa que pedirá 11 años de prisión. ya que considera que está probado el dolo. 

Pérez Natalia

Productora FM Romántica 90.7, encargada de producción, publicidad y operación.

Te puede interesar